Sacerdote Diocesano galardonado por su gran amor y servicio hacia la Comunidad

Posted:

LINCOLN - El Padre Raymond Tetrault quien era párroco de la parroquia de Santa Teresa en Providence, fue galardonado con el premio Gumen Gentium Award, por su trabajo evangelizador hacia la Comunidad Hispana de la Diócesis de Providence. Él fue ordenado como sacerdote en el año 1960, es nativo de Rhode Island y la mayor parte de su vida ha sido servir las necesidades litúrgicas y espirituales de la comunidad de habla hispana.

Durante una entrevista que se le hizo en la cancillería, el padre Tetrault dijo: “El trabajo de un sacerdote es evangelizar y preparar a otros para que sean evangelizadores”.

El padre Tetrault comenzó su ministerio en el año 1960 en Providence, en ese tiempo Rhode Island estaba experimentando una lluvia de inmigrantes de Latino América. La Diócesis de Providence había recibido a otros inmigrantes de Italia, Irlanda, Francia y Portugal, pero no contaba con los recursos necesarios para atender la comunidad Hispana.

“Era una comunidad que estaba sola en lo que a la Iglesia se refiere” dijo el padre Tetrault.

El recuerda que entró a una tienda y un hombre le preguntó que donde podía ir a misa en español, lo cual el padre sabía que no había, después de haber aprendido español en España, el padre Tetrault comenzó a celebrar misas en la casa de este hombre que vivía en la Broad St.

“Aprendí mucho de estas personas cuando estaba en sus casas. Había mucha respuesta de parte de ellos, de la comunidad”. Dijo el padre.

Solo en un par de años la Comunidad se extendió como en San Miguel, San Patricio y La Asunción, y él fue quien comenzó el Apostolado Latino Americano, y él era el Director. Aunque ha tenido que enfrentar muchos retos, el Apostolado sigue, extendiéndose a muchas comunidades, aun en las parroquias donde se habla solo Ingles. Existen 14 parroquias con Comunidad Hispana en el estado de Rhode Island.

“Nuestro país vive con nueva sangre, con nueva gente que sigue llegando” dice el padre Tetrault. “Esto nos da vida. La Iglesia es parte de la sociedad, y vive de la misma manera”.

Mientras la población Latina continua creciendo, el cree que la diócesis continuará adaptándose a los esfuerzos de servir a la población Católica, uno de ellos sería como animar a los seminaristas a que aprendan a hablar español. El agradece a la Comunidad Hispana por su amor y su fe.

“He recibido muchas bendiciones de todos”. Dijo el padre Tetrault.